¿Sin trabajo? Busca Hospital Universitario a especialistas
20 de abril de 2020
Actualización de casos COVID
20 de abril de 2020
Mostrar todo

Bailes y tianguis persisten en plena emergencia sanitaria en Puebla

Desde bailes, la instalación de tianguis, hasta la celebración de una misa, fueron algunos de los escenarios que este fin de semana han tenido lugar en Coronango, Cuautlancingo, Juan Crisóstomo Bonilla y San Nicolás de los Ranchos, pese al decreto publicado por el gobierno del estado para evitar aglomeraciones y contagios de Covid-19 en la entidad.

En estos territorios, se observó la realización de eventos masivos, donde la mayoría de los asistentes incumplió con el ordenamiento obligatorio de portar cubrebocas, mientras se encontraba fuera de casa.

En Coronango, pobladores de la comunidad de San Francisco Ocotlán, comentaron que ayer varias familias estuvieron de fiesta tras celebrarse aparentemente una unión matrimonial.

Vía redes sociales, se confirmó la participación de un sonido musical, el cual amenizó el festejo, luego de que propietarios del mismo, difundieran su actuación en esta junta auxiliar.

Mientras que en Cuautlancingo, este día se instaló un tianguis en la explanada del mercado municipal, ubicado en la cabecera local, el cual mostró una importante asistencia de compradores.

En lo referente a la jurisdicción de Juan Crisóstomo Bonilla, en la Parroquia, autoridades eclesiásticas ofrecieron este domingo una homilía a puerta cerrada, sin embargo, varios pobladores al ver actividad en el inmueble, se acercaron con la intención de unirse a la celebración, aunque fuera desde la entrada principal.

Y finalmente en San Nicolás de los Ranchos, un contradictorio escenario tuvo lugar, porque mientras elementos de la Policía Municipal ofrecían gel antibacterial a los conductores que ingresaban al territorio, como una medida de prevención contra el Covid-19, en el zócalo de la cabecera local, se desarrolló de manera habitual el tianguis dominical, donde se vio a decenas de personas realizando sus compras de costumbre, sin portar cubrebocas.

Deja una respuesta