Poblanos no quieren más a Morena: PAN
11 de mayo de 2020
SRE comparte nota diplomática sobre operativo “Rápido y Furioso” para embajada de EU
12 de mayo de 2020
Mostrar todo

Zara reabre en Francia con colas monumentales y polémica por la distancia de seguridad

En París, Burdeos o Lyon se han capturado esta mañana imágenes de decenas de personas esperando para comprar en Zara durante el primer día en el que no es necesaria la cita previa.

En las zonas de nuestra geografía que este lunes han entrado en la Fase 1 de desescalada, los desayunos en las terrazas han sido el signo inequívoco de un paso más en el desconfinamiento. En estas provincias también han podido abrir los comercios de hasta 400 metros cuadrados sin necesidad de cita previa, igual que ha ocurrido en otros países como Francia. En la capital francesa, así como en otras ciudades como Burdeos, son muy llamativas las colas que se han formado en la puerta de Zara.

Tal y como puede comprobarse en un vídeo tuiteado por Almudena Ariza, corresponsal de TVE en París, en el que se puede ver una gran cola de personas que no cumplen con la distancia social recomendada. A la entrada de la tienda, espera una dependienta ofreciendo a los clientes gel hidroalcohólico para desinfectar las manos antes de entrar. El tuit ha desencadenado decenas de comentarios que lamentan no solo la falta de civismo al no respetar la separación mínima, sino que también debaten sobre la verdadera necesidad de esperar para comprar ropa el primer día de la fase 1.

Otros periodistas franceses también han mostrado en sus redes sociales las aglomeraciones formadas por decenas de personas esperando para comprar en otras tiendas Zara del país. Ocurre, por ejemplo, a las puertas del buque insignia de Inditex en un centro comercial de Lyon y también en Burdeos, donde la imagen aún resulta más sorprendente puesto que los clientes no dudan en esperar en la calle a pesar de la lluvia. También en una de sus tiendas en París, donde la mayoría de los clientes no lleva mascarilla y tampoco hay medidas de distanciamiento.

Pero Francia no ha sido el único país en ser testigo de las ganas de muchos compradores por volver a consumir moda. En Líbano también ha ocurrido lo mismo ante las críticas de algunos tuiteros. «Mientras en Líbano hay gente hambrienta que protesta por los derechos humanos básicos, otros hacen cola en Zara para comprar una jodida chaqueta y, por supuesto, sin respetar las reglas de distanciamiento social. Sois demasiado egoístas para recuperar vuestra libertad»

En España, las tiendas de Zara y otras grandes cadenas abrieron sus establecimientos de menos de 400 metros cuadrados el pasado jueves bajo cita previa (solo se puede permanecer media hora en la tienda y los mayores tienen preferencia) y ya es posible acudir sin necesidad de llamada previa en las provincias que han entrado en la fase 1. Las tiendas serán desinfectadas dos veces al día y dispondrán de gel en distintos puntos para el uso de los clientes. Los probadores permanecerán cerrados y las cajas protegidas por mamparas.

Deja una respuesta